El empate fue justo y el partido bien poca cosa | El mundo deportivo (pàg. 4)

Data: 09/01/1933

Font: El mundo deportivo

Autor: Teddy

Text:
En Sans

U. S. de Sans, C. D. Júpiter,0

EL EMPATE FUE JUSTO Y EL PARTIDO BIEN POCA COSA

No fué el partido entre jupiteristas y sansenses de los que se prestan a "eluculuaciones" encomiásticas. A nosotros, cronistas simplemente de cuanto ocurre en los campos de fútbol, poca materia nos proporcionó este encuentro para emborronar unas cuartillas.No fué la ausencia de goals lo que restó brillantez a la lucha. Partidos hemos visto, en los que pese a no marcarse goal alguno, la emotividad no cejó ni un momento; emotividad acompañada de buen juego, se entiende. Porque emotividad a secas, quizás si que pudimos saborearla ayer hasta cualidad no podía faltar por cuanto en el partido se disputaban dos puntos para el Campeonato de Liga y tanto los sansenses como sus contrarios de ayer, no son equipos que se conformen de antemano con una derrota o un empate; ambos cuadros suelen poner, cuanto saben y pueden en la conquista de una victoria.Lo que pasó, nos creemos, es que ni uno ni otro once, tuvieron ayer su mejor tarde y ello naturalmente, nos proporcionó un fútbol de baja calidad, que,desde luego, no respondió a la valía exacta de los equipos.Nos hemos referido a juego de conjunto, es decir a la brillantez del desarrollo de las jugadas de conjunto, porque como es lógico y natural, individualmente,la clase de algunos jugadores tenía que flotar por encima de aquel mar de vulgaridad y si no de una manera completa y regular, en algunas jugadas dejáronse notar las excelencias de algunos elementos Con todo, repetimos fué una tarde incompleta para unos y otros y que bien harán todos en olvidarla pronto.
De buenas a primeras, notamos que el Sans se presentó falto de algun jugador: Burguete, en la línea media y Llobera en la delantera. Así mismo creemos que el Júpiter tampoco presentó su mejor cuadro; quizás esto influyera no poco en la actuación deficiente de todos. En el primer tiempo y en el prime cuarto de hora, pareció como si la Unión sansense fuera a llevarse la victoria. Los ataques fueron tan rudos e insistentes,que fué preciso la presencia del guardavalla jupiterista Francás y la serena actuación de sus zagueros para evitar que en este primer cuarto de hora el Sans no lograra algún goal. Digamos también que fué precisamente en estos quince minutos cuando nos dimos cuenta que en la línea sansense no había "shootadores", tres a cuatro tiros llegaron hasta la meta jupiterista y todos partieron de Mata, el único tiró a goal y sin duda el menos deficiente del quinteto de ataque. Escolà en el centro de la línea, fue el codicioso jugador de siempre, pero que ayer perdió alguna ocasión, precisamente por exceso de codicia.
Pasado este primer cuarto de hora que fue francamente favorable al Sans, los del Júpiter rehiciéronse y atacaron a su vez y por lo metódico de sus ataques,mejor combinados, mejor llevados que los de sus contrarios inclinaron la balanza de su lado y se mostraron más completo equipo, y de mejor juego de conjunto. También fallaron los delanteros en la modalidad del "shoot", porque tiró a goal fuerte y bien dirigido sólo podemos apuntar uno en su favor, poco antes de terminar el primer tiempo y éste sólo sirvió para que Iborra hiciera una paradaza que hubiera podido rubricarla el mejor guardavalla de nuestros tiempos.
En los últimos momentos de la primera parte, que fue cuando más arreciaron los ataques del Júpiter, se puso de relieve una vez más la excelencia de la zaga sansense.
El segundo tiempo empezó con idénticas características que el primero: El San atacó de firme y logro tres "corners", sin que alcanzaran resultado positívo; después el Júpiter volvió por sus fueros e igualó el juego.
El suplente de Burguete en la línea media sansense, Andreu, sin llega ral juego de ataque se portó como bueno, mejor en la labor defensiva que en el servicio al ataque.
Los defensas y el portero, como hemos dicho, lo mejor del club de Sans. En la delantera, Mota y Gironés los menos malos.
En el once jupiterista, Font, el medio centro junto con el meta Francás,lo mejor del cuadro.
Arbitró el señor Boada y los equipos se alinearon por el siguiente orden:
U. E. de Sans: Iborra, Villacampa, Torredeflot, Vila, Andreu, Pascual, Pons, Escolá J., Escolá R., Mote y Gironés.
C. D. Júpiter: Francás, Claudio, Peix,Rodríguez, Font, Ortuño, Esteve, Parera, Hernau, Barceló y Mas.
Y ahora permítasenos unas palabras. veinte minutos antes de terminar el partido, ante las "cariñosas" demostraciones de cierto sector del público de tribuna,para con nosotros, los que ocupábamos el palco de Prensa, nos vimos obligados a abandonar nuestro lugar y ver la terminación del partido "cómodamente" instalados en la entrada general. Lamentable, sencillamente lamentable, los que acudimos a los terrenos de fútbol en cumplimiento de un deber de información, deberíamos tenerla garantía de que, cuando menos, hemos de ser respetados. Es lo mínimo gue podemos pedir... —¿Por que no exigir?— del civismo de esa parte de publico que ayer nos obsequio con sus malsonantes epítetos.
Nos place al mismo tiempo hacer constar nuestro agradecimiento al directivo del Sans, señor Muné, que hizo cuanto pudo porque no fuésemos molestados, no logrando apaciguar a aquellos señores,que sin duda ven en nosotros, modestísimos pluimiferos deportivos, a sus más enconados enemigos — "Teddy".